La mayoría de los platos que podéis encontrar en este blog, están copiadas inspiradas en la multitud de recetas que colecciono compulsivamente.

Y a veces, re-descubro joyas como la receta de la caldereta de langosta que preparaba Antonia, la madre de mi cuñado.  Recetas escritas a mano en una hoja de papel que se llenaban de manchurrones de tanto usarlos.

La receta de Caldereta original

La receta de Caldereta original

Sustituyendo la langosta por bogavante (es más barato y fácil de conseguir) preparé esta caldereta para la cena de Nochevieja 2016.  Con lo único que no me atreví fue con el pipermint :-).  En el último momento fui cobarde y lo sustituí por vermut.

Gracias Antonia!

Caldereta de Bogavante

Caldereta de Bogavante

Caldereta de Bogavante – Foto AA

Ingredientes: (para 6 personas)

medio bogavante grandecito por persona (unos 4 kilos)

1 cebolla grande

2 tomates maduros

Aceite de oliva virgen

Sal

Agua Mineral (700 ml aproximadamente)

2 llonguets

1 yema de huevo

20 ml de vermut negro

Preparación:

Con la ayuda de un cuchillo y un martillo, separar la cabeza del bogavante del tronco. Partir el cuerpo en anillas y la cabeza en cuatro.  Partir las pinzas en 2 o 3 trozos.

Calentar un poco de aceite en una cazuela de barro y sofreír los trozos de bogavante.

Cuando los trozos estén dorados, retirar y en el mismo aceite sofreír la cebolla picada muy fina con un poco de sal.   Mientras pelar y despepitar los tomates.  Cortarlos en trocitos pequeños y añadir al sofrito de cebolla cuando esté hecho.  Dejar confitar bien.

Volver a incorporar los trozos de bogavante y marearlo todo para que se impregne bien del sofrito.  Incorporar el agua – 3 cazos por persona más 2 extras – y dejar que hierva todo junto unos 20 – 25 minutos.

caldereta de bogavante

Caldereta de Bogavante – sabor a mar con cada cucharada

Justo antes de servir, incorporar el vermut y la yema de huevo batida.  Darle un hervor todo junto. Probar de sal y rectificar si es necesario.

Está buenísima recién hecha pero mejora lo indecible si se hace de un día para otro.

Servir con rebanadas muy finas de llonguet tostadas.

Música para cocinar: Tomeu Penya – Illes dins un Riu